12/01/2014

Existe el Mal de Ojo??


Como están, primero que nada quiero comentarles que soy escéptica en estos temas, pero la experiencia que viví me dejó con muchas interrogantes.
El mal de ojo en los bebés es algo conocido y aceptado por muchas culturas, aunque hay también muchos escépticos que bajo ninguna circunstancia aceptan dicha teoría, pero al ver que su bebé está pasando por algún tipo de crisis o enfermedad se han preguntado y hasta aceptado la existencia del mal de ojo.
Mal de ojo, ¿qué es?
Aunque no hay registros científicos que validen su existencia, numerosas personas  aseguran que el mal de ojo es una creencia supersticiosa que indica que una persona puede causar mal a otra con sólo mirarla, de forma voluntaria o involuntaria. Se indica que generalmente los más afectados con esto son los bebés, siendo más vulnerables a estos ataques.
Desde antaño se decía que quienes tienen piel morena y ojos negros son los más propensos a dañar a través de su mirada. Empero los curanderos dicen que cualquiera que sienta envidia puede provocar el mal de ojo, lo que a su vez lleva a los afectados a sentir un gran cansancio o “peso”, angustia, tristeza y enfermedades. De acuerdo a versiones de supuestos afectados, en los más pequeños es normal el  llanto continuo y la irritabilidad sin causa aparente.
Siempre pude ayudar a Gianna cuando tenía una dolencia, había veces que me la pasaba llorando con ella, porque tenía cólicos,  porque estaba irritada por su vacuna o porque estaba con la dentición, pero cada enfermedad tiene síntomas que las madres ya saben por experiencias o porque varias hemos leído mucho. Siempre había remedio para esas dolencias, sea abrazos, mordedores, medicinas, etc.



A la edad de 6 meses, recién pude salir a pasear con Gianna, sé que varias me han comentado, que soy demasiado sobre protectora y demás cosas, pero antes solo para su control y nada más. Hace 2 semanas que estábamos su papa y yo con ella, estuvo muy malita, no le dio fiebre, pero estaba muy llorona, la abrazaba, la consentíamos en todo, pero se aburría y era un llanto de no parar, le revisé, llamé al doctor, me recomendó un medicamento, se lo dimos y nada¡¡¡, no paraba de llorar, mi esposo la llevaba a pasear por la casa, hasta que después me la trajo oliendo a agua floral y calmadita, pidió su teta estuvo jugando con ella media hora, la hice jugar tranquila y luego pidió otra vez tetita y se quedó dormida.

Mi esposo me comentó que mi suegra le había pasado el huevo y que al reventarlo tenía 5 ojos, que eran ojos pasados y recientes, en verdad, no sé cómo le hizo, pero de que se calmó se calmó. Ahora solo le he comprado una pulserita con huairuros rojos para que no la ojeen por si las moscas, me quedé con dudas en mi cabeza de que si existe o no existe y porque alguien podría tener esas vibras tan negativas y pasárselas a mi hija.
Siempre que salgo con ella a la calle no existe persona que no tenga un piropo para ella, incluso, he tenido extremos de que conquista a los vendedores y han hecho una rueda para verla y llenarla de halagos, o pasando por algún lugar se paran y dicen, ¡Que bebe tan hermosa ¡ , y un sinfín de comentarios que como madre me siento orgullosa, pero que jamás pensé que esos piropos podrían perjudicar a mi beba, sean con o sin intención. Así que mujer prevenida vale por dos, como no puedo encerrar a mi hija, tendré que aceptar ponerle su pulserita anti malas vibras (Huairuro).

Acá me recomendaron para bebes recién naciditos y más pequeñitos esta protección contra el mal de ojo:
“Popularmente se protege especialmente a los recién nacidos con una cinta roja y un santo que se pone sobre sus ropas, esto evitaría que si el niño es “ojeado” no le provoque un daño grave. También hay quienes ponen estampas de santos o símbolos de protección cerca de los menores. Sin embargo, para cada creyente existe su propia fórmula y, según se sostiene, no hay evidencias científicas que amparen estas prácticas.”

Alguna mami que haya pasado por estos temas… agradeceré me cuenten.
Saludos,